El Estádio Do Dragão fue testigo del gran partido disputado entre Portugal y Turquía. Un combinado lusitano que venía tras el gran tropiezo en fase de grupos y la selección turca por su parte, a obrar el milagro, sin embargo, el conjunto local se impuso en el marcador con un once inicial con sorpresas.

Primera parte

Portugal salió con todo en el inicio del partido obteniendo su primera ocasión en menos de un minuto, un balón colgado al área al que Cristiano Ronaldo no consiguió conectar. No obstante los de Stefan Kuntz no se quedaron atrás y tuvieron una dinámica de presión sobre el rival.

Mientras pasaban los minutos el cuadro lusitano empezaba a dominar más sobre la selección turca, tanto es así que Diogo Jota tuvo el 1-0 en el minuto 10´ cuando tras un lanzamiento de falta centrado al área pequeña de la meta de Çakir, el jugador del Liverpool metió el pie un poco forzado enviando el esférico por encima del travesaño.

Otávio celebrando su gol con Cristiano Ronaldo. Fuente: UEFA

Tras quince minutos, Portugal era amo y señor del partido no dejando a los turcos dar tres pases seguidos, y como se veía venir, en el minuto 16´ tras un gran tiro de Bruno Fernandes que se estrelló en el poste y que cayó en botas de Otávio quien no desaprovechó la ocasión para adelantar a los portugueses.

Tras el gol local, el conjunto otomano no bajó los brazos y en el minuto 20´ tras un error defensivo de Portugal, Cengiz Ünder probó el disparo que se fue muy centrado a manos de Diogo Costa. Seguidamente a esta ocasión, Kerem Aktürkoglu tuvo la igualada en el marcador  con un gran cabezazo que acabó pegadito al palo izquierdo de la portería del portero del Oporto.

Se sucedían los errores de los de Fernando Santos, muchos de ellos graves, aunque Turquía no supo como aprovecharlos. Pero sin ninguna duda, el escenario del partido cambió radicalmente.

Cristiano Ronaldo con el balón ante la presión de Caglar Söyüncü. Fuente: UEFA

El partido seguía transcurriendo y Portugal conseguía, con esfuerzo, estabilizar un poco el encuentro, tras un gran arrebato turco que casi consigue el empate.

Cayó el segundo gol por parte de Diogo Jota tras recibir un balón de Otávio desde una muy buena y bonita jugada lusitana, el delantero del Liverpool no perdonó y con un gran testarazo envió el esférico al fondo de la portería custodiada por Ugurcan Çakir. El tanto llegó justo antes del descanso golpeando aún más fuerte a los de Stefan Kuntz.

José Fonte cortando el balón a Burak Yilmaz. Fuente: UEFA

Finalizó la primera mitad con una Portugal que aunque no dominó los 45´ si supo aprovechar su gran arrancada, calidad y efectividad para poner dos goles arriba en el luminoso y encaminar la semifinal.

Segunda parte

El segundo periodo empezó como acabó el primero, con los mismos 22 jugadores y con un combinado local dominando. Diogo Jota tuvo la estocada final cuando tras un balón largo y una mala salida de Çakir, el delantero disparó desde lejos, sin embargo el balón se marchó por encima de la portería desnuda.

Diogo Jota conduciendo el balón tras la mirada de Cengiz Ünder. Fuente: UEFA

Portugal jugaba con gran criterio, en unos momentos que se esperaba más el 3-0 que el 2-1. Los de Fernando Santos empezaban a jugar plácidamente ante una Turquía apática y sin presionar en exceso.

La selección lusitana se relajó en exceso, tanto fue así, que tras una gran combinación turca, el máximo goleador turco Burak Yilmaz batió a Diogo Costa para poner el partido patas arriba y revolucionar a un equipo que se veía abocada a la eliminación.

Burak Yilmaz celebrando el gol de Turquía. Fuente: UEFA

El cuadro turco dio un paso adelante tras su gol aprovechando la inercia del tanto y comenzaba a amenazar otra vez la meta portuguesa. No obstante, los locales también tenían llegadas sobre la meta turca. El partido comenzó a romperse poco a poco, dinámica que favorecía a los otomanos.

En el minuto 79´ Enes Ünal cayó en el área portuguesa tras una falta de José Fonte que de primeras el árbitro no señaló, pero a instancias del VAR, el colegiado alemán señaló la pena máxima. El encargado de lanzar el penalti fue el autor del primer gol Burak Yilmaz que tras pegarle al balón este se fue por encima de la portería de Diogo Costa. Turquía desaprovechaba una ocasión clarísima para empatar el partido.

Cristiano ante Ugurcan Çakir. Fuente: UEFA

En el tiempo de descuento Matheus Nunes dio la estocada final al conjunto turco con un gran gol que llevó a Portugal a la final de la repesca.

Al final, Portugal venció en un partido en el que los turcos pudieron hacer algo más, sobre todo con esa pena máxima desperdiciada.

Próximo partido

El próximo partido que disputará Portugal, como ganador de este encuentro, será el próximo martes 29 en la misma sede, en Do Dragão. Se enfrentará a Macedonia Del Norte en un encuentro que se espera épico y trepidante y que decidirá quién entra al mundial de Catar 2022.

Ficha técnica

Portugal: Diogo Costa – Raphael Guerreiro (Nuno Méndez 88´), José Fonte, Danilo Pereira y Diogo Dalot – Otavinho (Raphael Leao 88´), Bruno Fernandes (William Carvalho 79´), João Moutinho y Bernardo Silva – Diogo Jota (Joao Félix 71´) y Cristiano Ronaldo.

Turquía: Ugurcan Çakir – Ozan Kabak, Merih Demiral, Caglar Söyüncü, Zeki Celik ( Yusuf Yazici 79´) – Berkan Kutlu (Dursun 88´), Hakan Çalhanoglu – Kerem Aktürkoglu (Enes Ünal 65´), Orkun Kökçü ( Dorukhan Tokoz 79´) – Burak Yilmaz y Cengiz Ünder.

Goles: Otávio 15´; Diogo Jota 42´; Burak Yilmaz 65´; Matheus Nunes 94´.

Colegiado: Daniel Siebert (Alemán).

Jorge Bordón Melián.

Footer
Artículo anteriorItalia 0-1 Macedonia del Norte: Trajkovski elimina a Italia del Mundial 2022
Artículo siguienteSuecia 1-0 República Checa: Quaison mantiene el sueño mundialista para los suecos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí